En la jornada de ayer la firma Electra presentó un “preventivo de crisis”, en el Ministerio de Trabajo.

En el mismo detalla la situación económica que atraviesa la empresa y solicita poder hacer uso de medidas extremas para que su balance cuadre.

La fábrica se encontraba con los operarios suspendidos desde el comienzo del año, percibiendo el 100% de sus haberes, en el día de hoy comenzaron con la jornada laboral reducida de 06 a 13 horas.

Desde la UOM adelantaron que rechazarán la intención impuesta por la empresa.

Por el momento se sabe que un delegado de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), y un representante de los operarios de Electra, viajaron de urgencia a la Capital Federal, para mantener reuniones con los titulares de la electrónica y así tratar de consensuar para evitar futuras suspensiones, recortes o despidos.



Compartir