La ministra de Obras y Servicios Públicos de la provincia, Gabriela Castillo, mantuvo este sábado un zoom abierto con vecinos del barrio Arraigo Sur de Río Grande, quienes reclaman por la finalización de las obras de agua y cloaca de ese sector, licitada en 2017.

Castilo tras mantener la audiencia virtual comentó que del proyecto de trabajos – que son financiados mediante el Programa Mejoramiento de Barrios  (PROMEBA)-, ya se encuentra finalizado el tendido de redes, y queda por delante la ejecución de la estación elevadora cloacal y los servicios domiciliarios.

Respecto a la planta elevadora, detalló que la empresa ha presentado al municipio la modificación de la obra “dado que hubo un inconveniente técnico por el nivel de agua en el lugar donde hay que instalarla”. Con lo cual una vez aprobada la misma se podrá avanzar con las tareas previstas.

Sobre los servicios domiciliarios, dijo que se compraron los materiales estimando que en menos de un mes estarán en la provincia para ser instalados. Sin embargo, la funcionaria aclaró que los mismos “no estarán habilitados hasta que no podamos transferir las redes al municipio; operatoria que hemos intentando realizar pero que han rechazado hasta tanto esté finalizada la totalidad de los trabajos, incluida la estación elevadora cloacal”.

Finalmente explicó a los vecinos que la obra debía durar 7 meses de ejecución, y lleva cuatro años de demora por el atraso de pagos que había de las re determinaciones. “Nosotros logramos destrabar dicha situación financiera, permitiendo reactivar los trabajos que estuvieron paralizados durante todo el 2018 y 2019″.

Compartir