El titular de la UOM reconoció que el pedido está hecho en FAPESA para suspender actividades en noviembre, y que BGH lo haría luego del receso vacacional.

Oscar Martínez al ser consultado sobre esta situación de incertidumbre, señaló, “las condiciones de mercado y la baja del consumo, están afectando de manera considerable a la industria”, por lo que dio cuenta de la “suspensión en noviembre de FAPESA, aún se está trabajando pero son muchos meses con los trabajadores sin prestar servicio”, señaló con preocupación.

“No descartamos que pase en otras fábricas”, dijo, dando cuenta de la tangente posibilidad en BGH, “aún no se está discutiendo pero es posible a un retorno con posterioridad a las vacaciones del mes de diciembre y todo el mes de enero, habría una dificultad para la continuidad productiva”, reconoció.



Compartir