La Justicia Federal intervino sobre dos domicilios en la tarde de este miércoles como consecuencia de las actuaciones policiales alrededor del incidente de la misma madrugada de ayer en un privado que funcionaba en calle Almirante Brown 1165 de Río Grande.

En el sitio donde una mujer ocasionó daños y lesiones, la jueza federal Mariel Borruto ordenó medidas en razón de las actuaciones policiales que recién hoy constataron la existencia de un “privado” que llevaba funcionando de larga data en ese inmueble.

La jueza ordenó el allanamiento de ese domicilio y de un segundo, en calles Bilbao y Fagnano, donde fueron encontradas 5 mujeres, las cuales se investigará si son víctimas de Trata de Personas, dándose intervención al área de Políticas de Género del Gobierno Provincial.

Asimismo se incautó documentación, anotaciones y agendas, procediéndose a la clausura judicial del inmueble de Brown 1165.

Por el momento no hay personas detenidas.

Compartir