Diversas asociaciones que nuclea a trabajadores de taxis y remis plantearon su preoupación a funcionarios del Municipio de Río Grande.

Los secretarios de Gobierno, Gastón Díaz; de Finanzas, Diego López; y el director de Transporte Público, Juan Cejas, participaron de las dos reuniones, por un lado, con las asociaciones de Taxis, ATURG, TAXICOOP; CATARG y taxistas independientes, y por el otro con las agencias de remises APRAR, REMICOOP, ISLAS MALVINAS, CHACRA II y PATAGONIA.

Se trataron diversos temas, entre ellos, las acciones de prevención que se están tomando en el servicio de transporte de pasajeros; las medidas que adoptó el Municipio para aminorar la dificultad económica derivada de la cuarentena, tales como: la posibilidad de reducir los impuestos; ser comprensivos ante los vencimientos de licencias de conducir, de habilitaciones y renovaciones; asistir, en esta emergencia, con módulos sanitarios y de higiene, como así también, con módulos alimenticios; y la ayuda directa a cada asociación a partir de un análisis de sus costos fijos.

Del sector dependen alrededor de 800 personas, y sus familias, entre trabajadores de taxis y remises. Por tal motivo, se solicitó a las asociaciones información detallada de los trabajadores afectados, de los costos fijos, de las situaciones particulares a atender, para establecer una estrategia de asistencia concreta al sector y medidas que los ayuden a paliar esta difícil situación.

Compartir