Está ubicada en Portolán y El Ovejero. Se convertirá en oficina de informes para pasajeros del transporte público; se tramitará en el lugar lo referido a la tarjeta SUBE y será lugar de descanso para los choferes y choferesas de las líneas que llegan al sector.

«El reacondicionamiento de la casa del barrio CAP, para convertirse en oficina del transporte público, es parte de los trabajos que se vienen desarrollando de manera mancomunada entre el Municipio de la Ciudad, a través de la Secretaría de Gobierno, su secretario Gastón Díaz y el director de Transporte Público, Juan Cejas; el gremio Unión Tranviarios Automotor Río Grande (UTA), a través de su secretario general Juan Carlos Cuenca; y la empresa concesionaria del servicio de transporte público en la ciudad, Citybus, a través del titular Ariel Ledesma», se señaló.

Mediante estos trabajos, «el Municipio de Río Grande pone en valor un lugar histórico para los riograndenses y, además, continúa concretando acciones para sumar cada día más y mejores servicios hacia los vecinos y vecinas», indicaron desde el área de Prensa.

Compartir