Lo confirmó hace instantes el Ministerio de Salud de la provincia, a través de su Departamento de Epidemiología zona norte. Se trata de un niño de un año que el último domingo había sido derivado a la ciudad de Buenos Aires desde el Sanatorio Fueguino.

El domingo último desde el Ministerio de Salud se instrumentó su derivación a un nosocomio de mayor complejidad en la ciudad de Buenos Aires para atender su afección. El vuelo sanitario partió del aeropuerto de la ciudad de Río Grande.

El nosocomio receptor realizó el hisopado del paciente que resultó positivo para COVID-19.

Se informó también que como la confirmación del caso es próxima a la fecha de derivación se decidió iniciar la investigación epidemiológica en Río Grande y aislamiento preventivo de contactos.

Compartir