Este jueves se realizó una audiencia de partes en el juzgado de instrucción a cargo del Dr. Cesari Hernández, donde la fiscalía, la defensa y el municipio como parte querellante; definieron como hará Segovia para compensar la defraudación millonaria realizada al municipio con el uso de una tarjeta corporativa.

La defensa del ex director de Juventud, César Segovia, había realizado una propuesta, a la que se sumaron requerimientos por parte del Fiscal Mayor Martín Bramatti, y de los abogados del municipio como parte querellante.

Ante ello este jueves se realizó una audiencia en los tribunales del Campamento YPF en la que se acordaron los principales puntos de la herramienta de solución alternativa de conflictos, la cual se puede utilizar en este caso en razón de tratarse de Segovia como un municipal con contrato de empleo público y no de un funcionario.

En esta audiencia a la propuesta de pago de la defensa, el fiscal y el municipio sumaron que al monto total de la defraudación, que oscila en los 3 millones 800 mil pesos; se sume un interés de actualización  de 650 mil pesos.

Ante ello el plan de pagos inicial en 6 cuotas podría estirarse hasta 8 cuotas para cumplir con la devolución de lo defraudado.

Incluso ese monto podría tener una afectación específica para obras de bien público.

Asimismo Segovia deberá cumplir con 200 horas de tareas comunitarias en un comedor de la ciudad, que designe el Patronato de Liberados, y se le aplicaría una inhabilitación para ocupar cargos y para cualquier tipo de vínculo contractual con el Estado Municipal por 16 meses a partir de que se inicie el plan de pagos.

Ahora estos puntos deberán ser analizados por el juez que suscribiría la resolución correspondiente la próxima semana, a partir de lo cual Segovia deberá comenzar a cumplir con cada uno de los puntos marcados. Incluso una vez homologado por el juez, Cesari tendrá 10 días para efectuar el pago de la primer cuota.

Una vez que Segovia cumpla con el total de la devolución y las tareas comunitarias a llevar a cabo, recién allí tendría el sobreseimiento penal; tal lo establece esta herramienta de “reparación integral”.

Compartir