En la tarde de ayer, Leonardo Martín Rojo Menéndez intentó ingresar a un domicilio, tras ser descubierto huyó. Seguidamente, se acercó a una plaza donde agredió a una jubilada que se encontraba jugando con su nieto.

Luego, fue detenido en la intersección de las calles Eva Perón y Anadón. Sin embargo, el sujeto fue notificado de derechos y garantías desde el Juzgado de Instrucción 3, a cargo del Dr. Pablo Candela, que lo dejó imputado pero en libertad.

Compartir