El ígneo ocurrió en calle Itati al 500 en una vivienda de la Margen Sur.Personal de Bomberos informó que en el interior observaron la presencia de dos tubos de gas, inmediatamente se evacuó las inmediaciones. 

Afortunadamente, los propietarios no se encontraban en el domicilio. Por lo tanto,no se registraron lesionados y el fuego no se propagó hacia las viviendas cercanas.

El propietario Abram Ezequiel Oyarzo, convive con su pareja y sus tres hijos menores. Los mismos indicaron que antes de egresar de su domicilio habían dejado una de las hornallas de la cocina prendidas. 

Una vez sofocado el ígneo, dos efectivos de bomberos de policía, fueron asistidos en el lugar por personal médico, debido que los mismos mientras extinguían el fuego recibieron onda expansiva de un tubo de gas. La enfermera considero que únicamente era necesario el traslado de uno de ellos hacia el nosocomio local a los fines preventivos.

Compartir