El precandidato a senador de Juntos por el Cambio planteó la confusión de roles de la gobernadora, al reprocharle al gobierno nacional el desempleo en la provincia.

“Es muy fácil echarle la culpa al gobierno nacional, si no tienen cloacas, gas o plata para pagar los sueldos”, fustigó, y sostuvo que, de ser todo responsabilidad del presidente, no hace falta un gobernador y se podría elegir un delegado.

La réplica del legislador Pablo Blanco no se hizo esperar y, por FM Del Pueblo, consideró que “la gobernadora se debería hacer cargo de la desocupación. Parece que con el criterio del gobierno anterior, que tenía sometidos a los gobernadores con los recursos, se perdieron las misiones y funciones de cada uno. La generación de empleo en la provincia esencialmente es responsabilidad del gobierno provincial, no del gobierno nacional. Es muy fácil echarle la culpa al gobierno nacional, si no tienen cloacas, si no tienen gas, si no tienen plata para pagar los sueldos y aguinaldos. Siempre la responsabilidad es del gobierno nacional. ¿Para qué tenemos un gobernador entonces? Para eso elijamos un delegado del gobierno nacional y listo, si toda la responsabilidad es del presidente”, planteó.

Además aclaró que Frigerio “no hizo anuncios” en la provincia al hablar del puerto de Río Grande y la petroquímica, sino que solamente dijo que “se está trabajando” en una inversión del sector privado, que está condicionada al resultado de las elecciones.



Compartir