El incidente tuvo lugar el pasado 6 de febrero en que la hija de Néstor Daniel Campos le comentó que un vecino intentó abusarla. El padre de la menor irrumpió en la casa de este sujeto, tras lo cual fue detenido por “violación de domicilio”.

Mientras por un lado fue la denuncia por presunto abuso contra este sujeto, Néstor Daniel Campos tuvo un proceso por flagrancia que concluyó hoy en el Juzgado Correccional de Ushuaia.

Mediante la herramienta de “omisión de debate” el juez subrogante Manuel Isidoro López sobreseyó a Campos de la acusación por los delitos de “violación de domicilio, daños y amenazas”.

“Realmente esperaba esto, del otro lado todo falacias, y uno de los abogados de la defensoría me comunicó que salió la absolución”, dijo Campos hoy en declaraciones al salir de tribunales, acompañado de vecinos y amigos.

“Mi hija de 8 añitos en ese momento, el 6 de febrero pasado, me entero de lo que sucedió por boca de mi hija y mi reacción como papá fue la que pudo tener cualquier persona como padre. Pedí llamar a la Policía porque no sabía que podía pasar, esta persona estaba escondida debajo de mi casa, rompí la puerta y entré, y estaba escondido detrás de su mujer, que es la tía de mi hija, con un cuchillo”, relató sobre el hecho.

“Logré sacarlo afuera y en ese momento llegaron los patrulleros que lo detuvieron con el cuchillo en mano, a las 2 horas quedó libre, y yo estuve detenido más de un día”, agregó.

“Me sorprendió un proceso tan rápido, habían pedido 7 meses de prisión y el juez me sobreseyó y me dejó sin palabras”, finalizó ya más aliviado.



Compartir