Ante la situación que atraviesa el Centro Polivalente de Arte, docentes de la institución enviaron un comunicado donde tratan de explicar lo que están viviendo.

“Los y las docentes del Centro Polivalente de Arte “Prof. Diana Cotorruelo”, nos vemos en la necesidad de comunicar la actual situación de nuestra institución y nuestro posicionamiento con relación a la suspensión de las actividades que determinó el Ministerio de Educación, frente a la obra que se está ejecutando en los techos del colegio”.

“Es importante resaltar que, según como indica la normativa nacional, mientras haya una obra en ejecución no se pueden desarrollar actividades en las instituciones educativas. Esto claramente es por cuestiones de seguridad de los y las estudiantes, docentes y personal que desarrolla su actividad dentro de esta”.

“La responsabilidad de que esto suceda es del Gobierno, de Obras Públicas y del Ministerio de Educación. En días anteriores hubo un incidente de público conocimiento de un desprendimiento de una claraboya que cayó al interior del colegio, que puso en riesgo la integridad física de jóvenes y adultos. Por ese motivo, se realizó una asamblea que determinó no seguir trabajando mientras la obra se esté ejecutando”.

“En reuniones del colegio con responsables del Ministerio de Educación y Obras Públicas se acordó, previa aceptación de asamblea, que priorizamos el dictado de clases frente a la ejecución de la obra. Por eso el martes 21 de junio se propuso un cronograma en el que se garantizaban las clases y se dejaban días para la continuidad del trabajo en el techo del colegio”.

“En principio, el gobierno dio su aprobación. Pero el miércoles 22 a las 21 horas, el Ministerio de Educación emite un comunicado en su página oficial donde se suspendían las clases hasta nuevo aviso, sin haberse comunicado con la institución. Este acto demuestra la desprolijidad a la que nos quiere acostumbrar el ministerio, comunicando a la sociedad antes que a las instituciones que, por cierto, en este caso es peor, pues desconoce los esfuerzos por garantizar la continuidad de las clases de las y los docentes, priorizando lo económico al dictado de clases. La mala planificación de la ejecución de obras es una responsabilidad absoluta del gobierno”.

“La verdad es que nos sentimos vapuleados buscando estrategias para sostener la escolaridad cuando la
falta de previsibilidad fue, reiteramos, del gobierno entre el Ministerio de Educación y Obras
Públicas”.

“Debemos dejar mención de que la desigualdad pedagógica a la que quedan expuestos los y las
estudiantes del Polivalente es causada por la incompetencia de un gobierno que no planifica
tomando en cuenta la seguridad de la comunidad educativa”.

“Ahora bien, ante los hechos consumados, el día de hoy, 27 de junio, en una asamblea de más de
150 docentes se determinó emitir el presente comunicado, y explicar claramente a la sociedad
lo que sucede en nuestro colegio, entendiendo siempre como una prioridad el dictado de las
clases de manera presencial dentro de un ámbito que garantice la seguridad de las y los
estudiantes ante todo”.

Compartir