La menor de 17 años que decidió anoche ahorcarse en un edificio céntrico, habría utilizado un cable, por lo que presenta complicaciones en un pulmón y es asistida con un respirador. Aún se desconoce el grado de secuelas neurológicas que podría dejarle la asfixia. Su novio que llegó al lugar y se accidentó, logró sostenerla por varios minutos, sufriendo lesiones de carácter leve encontrándose fuera de peligro.
Ambos jóvenes permanecen internados en Terapia Intensiva del Hospital Regional Río Grande como una medida preventiva ante el episodio traumático vivido, aunque en el caso de la chica de 17 años el pronóstico aún es reservado.

La joven se encuentra asistida con un respirador mecánico ya que tiene un pulmón complicado, y aún son una incógnita las posibles secuelas neurológicas que podrían quedar a partir de la asfixia sufrida.

El joven Zárate que llegó a auxiliarla, sostuvo a la joven por varios minutos, a fin de evitar la asfixia pero sin poder descolgarla, situación por la que finalmente tuvo una fuerte caída que le dejó un corte en el pómulo izquierdo y una de sus piernas con lesiones leves.


Compartir