Se realizó una nueva comisión para abordaje del proyecto que no fue tratado en la última sesión ordinaria por falta de votos.

En el encuentro de hoy solo la autora del proyecto, la concejal Miriam Mora, estuvo presente, siendo notoria y repudiada la ausencia de los restantes seis concejales. Incluso las organizaciones firmaron un petitorio intimando a los ediles a que aborden el tema por una cuestión de “salud pública”.

“Mostraron su malestar y lo dejaron en un manifiesto firmado en lo que ven como una falta de respeto y que lo es, no venir a tratar los proyectos”, dijo la concejal Mora respecto de sus pares.

“No se que motivos tienen los concejales para ausentarse, pero es un tema que se impuso así, por iniciativa de los vecinos, sería bueno que asistan a las comisiones argumentando por que están en contra en ese caso al menos”, agregó la concejal.

El proyecto propende a “tener un cultivo de cannabis en la ciudad a través de aquaponia, generando un servicio gratuito de aceite que permita el acceso a esta medicina de forma segura y de calidad”, dijo, buscando sacar de la clandestinidad a los usuarios que “hoy no saben de que calidad es el aceite que obtienen, compran una marca peruana, una boliviana o traen de Chile, pero pueden exponerse a complicaciones de salud al no tener un marco legal”.


Compartir