En el inicio será bajo una metodología bimodal donde un grupo de estudiantes irá determinados días y otro grupo otros días.

La ministra del Educación, Analía Cubino, dijo que «cada provincia se encuentra analizando posibles escenarios del retorno progresivo de las clases y organizando las capacitaciones al personal docente, no docente y a las familias”.

En este sentido, precisó que “en el momento en que se pueda retornar a las clases de forma presencial, probablemente entre agosto y septiembre, se priorizarán los alumnos que están en el último año de cada nivel y luego los demás. Deberemos tomar en cuenta además una metodología bimodal donde un grupo de estudiantes irá determinados días y otro grupo otros días para sostener medidas de distanciamiento físico y de higiene”.

“A la vez la organización escolar tendrá restricciones en su dinámica habitual y los espacios físicos estarán readecuados. Habrá uso obligatorio de tapaboca dentro y fuera del aula. No habrá recreos como los conocemos pero sí habrá tiempos de descanso. Habrá mucha organización con los docentes y con otros actores que están dentro de la escuela como el personal Pomys o los auxiliares”, destacó.

Cubino sostuvo además que “en estos días ya estamos manteniendo reuniones con las supervisiones y con los directivos. Lo vamos a ir haciendo particularmente con cada institución porque las condiciones de cada escuela son diferentes. Nadie va a poder volver al aula si no está capacitado con todas estas medidas. También al ingreso habrá alguien que tome la temperatura y un espacio para asistir y realizar los protocolos necesarios en caso de que se detecte fiebre”.

Finalmente, la funcionaria se refirió a al nivel inicial y a la modalidad especial recalcando que “seguimos trabajando en las adecuaciones y protocolos. Para estos niveles tenemos que procurar otras condiciones porque no podemos pretender por ejemplo que niños tan pequeños utilicen tapaboca, pero se están pensando y trabajando los protocolos especiales para estos casos”.

Compartir