El juez de instrucción Daniel Cesari Hernández postergó para el próximo martes la indagatoria que inicialmente estaba prevista para este jueves 16, en relación al delito de “defraudación a la administración pública”.

Segovia iba a ser indagado mañana, siendo defendido por el abogado Francisco Giménez, pero por cuestiones de agenda operativa del tribunal se resolvió pasar su indagatoria para el martes próximo.

En el marco de esta causa el ex director de Juventud del municipio de Río Grande está siendo investigado por un listado de compras realizadas desde enero pasado hasta abril por cerca de 3 millones 800 mil pesos con una tarjeta corporativa del municipio, cuyos datos sustrajo de la oficina del Secretario de Gestión Ciudadana, Gonzalo Ferro.

De hecho Segovia devolvió cerca del 50% de ese dinero defraudado en los días posteriores a la denuncia, pero no se informó más de otros pagos para resarcir el daño causado al erario público.

Esa devolución podría habilitarlo a un acuerdo en el marco de la causa judicial, cuestión que ya incluso contempla el propio juez del caso.

Incluso en la testimonial de la semana pasada en que se presentó el propio intendente de la ciudad, Martín Pérez, a declarar; el mandatario mismo fue consultado al respecto de esa posibilidad de acuerdo.

La postura del municipio como parte querellante en la causa en un eventual acuerdo ya no solo apunta a la devolución total del dinero, sino que además Segovia realice una donación a una entidad de bien público e incluso cumpla con horas de tareas comunitarias.

Esa posibilidad de acceder a un acuerdo, en caso que Segovia devuelva la totalidad de lo defraudado, dependerá del visto bueno tanto del municipio como parte querellante con sus abogados, así también como del Fiscal Mayor que entiende en la causa, el Dr. Martín Bramatti.

Compartir