Se trata del buque Etchizen Maru, que hace más de 35 días estaba en alta mar. Este sábado llegó a la capital. El Ministerio de Salud dispuso el protocolo sanitario para realizar a bordo hisopados a 7 tripulantes.

Esta situación se debe a que esas personas comenzaron a tener algunos síntomas, de manera escalonada, que son coincidentes con los de tratamientos de casos sospechosos de COVID-19.

El barco en ningún momento tuvieron contacto con ninguna persona. Hace 48 horas, el Capitán decide declarar la situación sanitaria a raíz de que tripulantes comenzaron a tener algunos síntomas.

Inmediatamente se activó el protocolo del Comité de Emergencia del Puerto, por lo que personal de Prefectura Naval Argentina realizó un cordón de seguridad para que nadie pueda ingresar y salir del buque.

En ese sentido, desde la cartera sanitaria especificaron que los médicos que realizan los hisopados además efectuaron un relevamiento del estado clínico. Los tripulantes se encuentran arriba del barco y separados del resto de los navegantes.

Este domingo estarán los resultados y de acuerdo al mismo, el COE evaluará las medidas sanitarias a seguir.

Compartir