El Concejal de Nuevo Encuentro en bloque Forja Todos, Javier Calisaya, se refirió a las declaraciones en medios de comunicación por parte de los funcionarios municipales, quienes manifiestan que por el atraso en el envío de fondos de coparticipación por parte del Gobierno Provincial al Municipio, se vería afectado el cobro en tiempo y forma de los sueldos de los trabajadores, el cumplimiento de los servicios básicos, y hasta las medidas sanitarias por el Covid 19 en nuestra ciudad.

“Para los funcionarios locales la pandemia justifica las demoras administrativas del Ejecutivo Municipal de enviarnos -por ejemplo- las ejecuciones presupuestarias al Concejo Deliberante, la información sobre coparticipación, o la cuenta de inversión 2020; pero suponen que la gestión provincial debe funcionar como si no estuviéramos en pandemia, y no hubiera otra cosa que atender más que las remesas de fondos y transferencias, sin ningún tipo de mengua en el trabajo de la planta de empleados” señaló Calisaya; agregando que “sería irresponsable hacer reclamos de recursos sin tener la información de lo que le correspondería a la ciudad y de la situación real de las finanzas del Municipio”.

En este sentido sostuvo que “la dinámica propia de esos procesos contables y financieros, resulta trastocada por el funcionamiento restringido de la Administración Pública, todo debe adecuarse a las necesidades de la prevención de la circulación viral; pero ningún servicio, ninguna obra, ni mucho menos los sueldos municipales van a dejar de atenderse en tiempo y forma por causa de algún problema relativo a la coparticipación”.

“Pareciera que hay una decisión por parte del Municipio de instalar innecesariamente un escenario de catástrofe financiera” dijo Calisaya, y remarcó además que “con la remisión de fondos que se transfieren esta semana no se tendrían por qué ver afectados los salarios de las y los trabajadores municipales”.

Por último, el Concejal manifestó que “hay mucho por hacer y hay que gobernar; hay problemas pendientes que resolver y demandas sociales que atender, y parece poco inteligente malgastar tiempo y energía en cantaletas que a nadie le cambian la vida y que no pueden justificarse en falta de recursos económicos ni en supuestas deudas por coparticipación que no está demostrado fehacientemente que existe; y que parece mentira que no se puedan reunir los funcionarios de economía provincial y municipal a conciliar los números”.

Compartir