El intendente Jorge Martín encabezó la ceremonia de apertura del evento, que por primera vez se lleva a cabo en la ciudad, junto el presidente del Secretariado Permanente de los Tribunales de Cuentas de la República Argentina, contador Rubén Quijano; el Síndico General de la Nación, Dr. Daniel Reposo; el presidente de la Asociación de Entidades Oficiales de Control Público del Mercosur (ASUR), consejero Manoel Paulo de Andrade Neto, quien a su vez es presidente del Consejo del Distrito Federal de Control Público de Brasil y el presidente del Tribunal de Cuentas Municipal, contador José Labroca. Participaron asimismo los vocales de este órgano de control, contador Miguel Angel Vázquez y la doctora María Rosa Muciaccio, entre otros.

Durante el encuentro hubo intercambios de presentes institucionales, incluso el Secretariado entregó una bandera de la entidad al TCM, y se reconoció a los contadores Claudio Ricciuti y Víctor Hugo Martínez.

El contador Labroca, además de brindar la bienvenida a los presentes, agradeció en nombre del organismo de control el apoyo recibido por parte del intendente Jorge Martín. “Siendo un organismo de contralor nos ha ayudado no solamente en esto sino también en otras circunstancias, lo cual generalmente no es algo muy común porque hay una contraposición de intereses. Debo reconocer que siempre se nos ha ayudado y nunca se ha obstaculizado nuestra tarea”, reconoció.

“Penosamente debo decir que están presentes 19 provincias pero no están presentes los miembros del Tribunal de Cuentas Provincial de Tierra del Fuego. A veces, las vueltas de la vida y distintas circunstancias no permiten participar, pero tenemos que decir que es una pena porque es el Tribunal de Cuentas Provincial”.

A su turno, el intendente Martín recordó que “hace cuatro años, en este mismo lugar (el Museo Municipal) se dictó la Carta Orgánica Municipal. Me tocó ser uno de los convencionales que hicimos esta carta orgánica y se privilegió al Tribunal de Cuentas Municipal. Nosotros podríamos haber seguido con la misma metodología anterior, pero optamos por una decisión propia: tenemos que ser controlados”.

En el mismo sentido amplió que el hecho de ser controlados “no es que nos guste o nos disguste, sino que el control forma parte de la democracia”.
El Jefe comunal resaltó la importancia de que el Tribunal controle a toda la administración “y esto es lo le dijimos al órgano: controlen a todos y todo lo que deban y si un funcionario se molesta no importa, porque para eso está”.

Por último, Martín confió que “estamos muy contentos que estén acá, estamos muy conformes con todas las capacitaciones que se hacen a través del Secretariado porque realmente tenemos que mejorar; nada mejor que mejorar y sentirse bien satisfechos de poder haber cumplido con todas las cosas que hay que cumplir. Ojalá que la Argentina comience a cambiar para mejor, tenemos un país tan enorme, pero a veces no nos damos cuenta. Algún día vamos a comprender los argentinos que si tiramos todos para un mismo lado, nuestro país será más grande”.



Compartir