El hombre fue encontrado tendido sobre un cantero de Thorne y Bilbao, siendo un indigente de 54 años que siempre deambula por la zona y es renuente a ser asistido por entes sociales respondiendo generalmente de mal humor, pero esta mañana ni siquiera respondía a los primeros efectivos policiales intervinientes.

A muy baja voz manifestaba tener un fuerte dolor en el pecho y su condición de salud se veía seriamente afectada, ante lo que se solicitó una ambulancia que llegó “a cargo del Dr. Rojas”, manifestaron los efectivos, que recibieron la negativa de parte del responsable de la unidad móvil, para trasladarlo al nosocomio.

Allí los policías comenzaron a modular solicitando auxilio para ver que podían haber con el hombre que mostraba estar en un estado de salud que lo llevaba a no manifestar sus ya conocidas reacciones cuando se lo intenta ayudar, debiendo ser puesto al menos dos veces de costado cuando se ahogaba con su propia saliva o vómito.

Finalmente Bomberos Voluntarios llegó al lugar con una dotación que lo inmovilizó y subió a una camilla, buscándose una alternativa de un móvil con caja cubierta o bien una ambulancia privada para trasladarlo.

Tras 2 horas de este procedimiento finalmente en el lugar se hizo presente una ambulancia del Hospital, que dejó aún más en evidencia la negligencia del profesional anterior, al recién allí asistir a esta persona con el efectivo traslado por sala de guardia.

Personal policial ahora deberá efectuar un informe de lo acontecido que será enviado a la Policía, dado que estos funcionarios policiales no deben desconocer la posible comisión de un delito en un hecho de estas características, el cual será elevado a la Justicia Provincial, a fin de que tome cartas en el asunto y evalúe su existió alguna situación emparentada a lo que podría ser un “abandono de persona”.

Compartir