Se trata de la cooperativa Unidos por la Margen Sur que desde temprano se manifiesta frente a la municipalidad de Río Grande.

Ingresaron al patio interno del municipio y se convocó a la policía al lugar, que los intimó a retirarse.

Tras una negociación con el juzgado de turno, optaron por retirarse hace instantes.

Reclaman tener acceso a planes de trabajo y por poco no ingresan al edificio municipal, viviéndose momentos de tensión.

Compartir